Filtro polarizador

Los filtros polarizadores se utilizan para eliminar reflejos y destellos en cristales, el agua o superficies reflectantes no metálicas.

En fotografía de paisaje se emplea para realzar el azul del cielo, lograr una imagen más contrastada y eliminar reflejos que reducen el detalle.

Existen dos tipos de filtros polarizadores que se clasifican por su modo de trabajar y NO por su forma. Es decir, un filtro polarizador circular no tiene porque tener una forma circular, puede ser cuadrado; así como un filtro polarizador lineal puede ser circular y no necesariamente cuadrado.

Las fuentes de luz convencionales, incluido el Sol, emiten un haz de luz en línea recta. La luz se desplaza oscilando en planos infinitos alrededor del eje de la dirección de desplazamiento (la línea recta). El filtro polarizador filtra el haz de luz para quedarse con un solo plano, el plano de polarización.

Los filtros polarizadores lineales en las cámaras con autoenfoque dan problemas porque el filtro gira cuando lo hace el objetivo, variando el plano polarizador, engaña al fotómetro con su forma de filtrar la luz consiguiendo una exposición errónea. Se emplean en cámaras analógicas.
Los filtros polarizadores circulares (cuadrados o redondos) son la consecuencia de resolver el problema mencionado.

El máximo efecto de polarización se logra a 90º de la fuente de luz. Con los filtros actuales se puede comprobar el resultado ya que se pueden girar para previsualizar su efecto.
Para eliminar reflejos de un cristal o agua hay que situarse formando un ángulo con el cristal o agua de 45º.

Para mejorar cielos hay que situarse a un máximo de 90º evitando el sol de frente o a la espalda ya que el filtro no realizará su cometido.

Existen filtros polarizadores de muchas calidades y, de precio. En función del uso que se les vaya a dar, y del tu presupuesto, será recomendable adquirir uno de alta gama o buscar algo más económico. Lo recomendable es adquirir uno en consonancia con la calidad del objetivo.

Los filtros polarizadores pueden reducir la luz hasta en dos puntos por lo que será necesario tener en cuenta esta circunstancia para ajustar los parámetros correctos.

Los filtros colocados en gran angular pueden causar un efecto viñeta (oscurecimiento de los bordes).