Fotógrafo todo terreno o como ir cargado hasta las orejas.

Equipo fotográfico

Según mi propia definición un fotógrafo todo terreno es aquel que por gusto o necesidad hace fotos de todo tipo, tema y situación. Perfecto dirá más de uno, yo quiero ser de ese tipo de fotógrafo para no centrarme en una sola cosa y exclamará “Mamá, de mayor quiero ser fotógrafo todo terreno”.

Eso del todo terreno suena más a coche que a profesional de la fotografía, pero lo cierto es que muchos fotógrafos les/nos toca salir cada día a captar la actualidad sea política, social, deportiva…. En el mismo día se puede ir a una rueda de prensa, a un rodaje, una entrevista y a un encuentro deportivo. Eso es nada.

Y ahora viene la pregunta del millón ¿qué tengo que llevar para poder realizar todos estos temas? ¡Señor, señor que preguntita!

En mi caso, que soy persona a la que le gusta ir siempre preparado “por si acaso”, llevo dos cuerpos de cámara, un objetivo 14-24mm, un 24-70mm, un 70-200mm y un 300mm además de un duplicador 2x que siempre viene bien. Flash con batería y pilas (ya sabes “porsi”), trípode o monopie además de otros artilugios “imprescindibles”. En algunas ocasiones, esas en que me parece que aún caben más cosas en la maleta (o mochila) llevo un 28mm y un 50mm.

Por supuesto, además de estas cosillas que “no pesan nada”, se carga con portátil, lector USB, disco para copias de seguridad, kit de limpieza, algún que otro cable por si hace falta, conexión 4G en el móvil o con un aparatito de esos tan monos de una operadora que yo me sé. Y, Dios, como parece que vaya a llover, hay que sumar paraguas, chubasqueo para uno mismo, para las cámaras y objetivos, la maleta… En definitiva, llevo todo el equipo a cuestas porque a diferencia de tener un estudio en el que todo está colocadito en estanterías y cajones, ir a la noticias significa llevar todo encima.

En realidad es un poco exagerado porque no siempre se carga con todo pero aún así el equipo mínimo suelen ser dos cuerpos de cámara y dos o tres objetivos. Si tenemos en cuenta el  peso de cada uno de estos elementos es fácil llevar a cuestas unos 5 ò 6 kilitos. En cuanto al volumen la bolsa que llevas va en función de lo aplicado que fueras jugando al tetris. En mi caso era muy bueno así que le saco bastante partido a las bolsas, mochilas y maletas.

No todos los fotógrafos cargan con material tan pesado. Se pueden emplear cámaras y ópticas menos pesadas en detrimento de la calidad de la imagen y de la luminosidad de los objetivos. Cada cual debe decidir que es lo que más le conviene.